jueves, octubre 02, 2008

Arriba ese ánimo!!!

En circunstancias un tanto extrañas te conocí, en circunstancias que jamás olvidaré y por lo visto tú tampoco, moviste fichas para intervenir en mi destino, y aunque al momento pareció infructuoso, no lo fue, desde ese día calaste espacio en la vida de una desconocida de aeropuerto, desde ese día no volví a ser jamás una desconocida para ti, ahora después de miles de hojas de calendarios arrancadas, de vivencias transcurridas, de mudanzas, de cambios, te noto, aunque lejano, más cerca que nunca, eso me obliga a pensar que no te aproveché mientras te tuve cerquita, eso me hace contar los millones de abrazos que pude darte y ahora te los tengo acumulados. Ayer me alegraste de una manera indescriptible, pero trataré de explicarlo, cuando leí tus palabras la sonrisa me opaco el cansancio, una sonrisa de increíbles dimensiones, de esas que sólo tú logras con tus tonterías, los hoyuelos de mis mejillas se dibujaron como botones de cojín, enormes y hundidos como para meter las cosas cuando salgamos, mis ojos se achinaron sin dejar de leerte ni un instante, por tu culpa se detuvo el tiempo, quizá un momento, quizá más, comenzó a sonar como soundtrack de mi vida una canción que adoro, era lo menos que esperaba de la casualidad, quizá algún día te diga cuál es, me hiciste recordar que te readoro, que también eres parte importantísima de mi tesoro global, y aunque me ponga berrinchuda y tú te disperses a ratos me has hecho pensar que la soledad no apesta, que los amigos lejanos o cercanos son los que regalan sonrisas, aquí hay muuuuuchas sonrisas para ti…

Hoy amanecí más requeteenamorada de la vida que nunca, que bello que es el cielo cuando despiertas feliz, la alarma del despertador sonó de un lindo, no importa el levantarme temprano ni las rutinas diarias, hoy estoy feliz… Porque… cuán a menudo te recuerdan lo maravilloso de compartir vivencias con personas que adoras??? Quizá siempre, pero no tan a menudo lo valoro… Que estoy sola??? Pues no, lo que estoy es acompañadísima, y de gente que adoro y por suerte también me adora.

Por ahora escucharé un poco de Kaiser Chiefs, que me ha gustado bastante...!

10 comentarios:

  1. Me gusta mucho la frescura con la que escribes.

    Los días deberían ser todos así :)

    Besos y a disfrutar cada minuto, por mas cotidiano que este sea.

    ResponderEliminar
  2. Me alegra que estés feliz... aprovecha cada segundo...

    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Nany: totalmente de acuerdo todos los días deberían ser así, quizá todos los días debo ver la vida con una óptica más pintoresca! :)

    Vic: yo sé que en el fondito de ti hay una personita alegre... y por eso te alegras de mi felicidad :)

    ResponderEliminar
  4. creo que me cayo bien venir ... leer y contagiarme


    te mando un abrazo!! buena vibra si señor.

    ResponderEliminar
  5. Jolie: que bueno que la alegría sea contagiosa, es como un buen virus por más raro que suene... de hecho cuando escribía el post me acordé un poco de ti, porque a la persona culpable de mi alegría la conocí en un aeropuerto hace ya más de 6 años, así que si pueden ocurrir historias lindas en una sala de espera o abordando un avión, por lo menos historias inesperadas...

    Muacks!

    ResponderEliminar
  6. Enamorada de la vida??????????'

    TE ECHO UN CUENTO!!!!

    jajajaja...

    Me encanta leerte así.

    Por dios, que enamorada estás...te leo y me leo a mi hace unos meses atrás... igualitaaaaaaaaaa.

    Yo te entiendo, por eso me encanta que lo estés disfrutando pese a los inconvenientes.

    Un besote ♥♥♥♥♥

    ResponderEliminar
  7. Juro juro que estoy enamorada de la vida... en serio aunque parezca otra cosa... sólo enamorada de la vida!!!

    XD

    ResponderEliminar
  8. Gracias por tu comentario, flaca.

    Que bella ♥

    Que tengas feliz domingo !!!

    ResponderEliminar
  9. Que post tan bello... a ver si puedo dejar comentarios esta vez....

    ResponderEliminar
  10. :-) me has contagiado, me voy con una sonrisa!

    ResponderEliminar

Ocurrencias y ocurrencias, para eso es esto ¿no? cuéntame...